EX AMIGOS DE VERANO

Se acerca el verano de nuevo.

No puedo evitar recordar aquellos veranos de mi adolescencia donde tú (mi amig@) estabas presente.

Tendría unos quince años. Todo era fantástico. Meses por delante donde nuestra única preocupación, era comer helados, bañarnos, y saber a qué hora íbamos a vernos.

Recuerdo esas mañanas en la piscina.

Allí (creo recordar) te conocí. Han pasado ya muchos años, y la mente adulta filtra los recuerdos.

Eran mañanas de sol donde tú (mi amig@) y yo, compartíamos risas, salpicones, y saltos al agua. La toalla, las bermudas y las chanclas, eran nuestro único equipaje cada día. Conversaciones absurdas, y rara vez transcendentales (muy rara vez).

Por la tarde, al sol de las 16:30, salíamos al quiosco para después, ir casa por casa, a buscar algún amig@. Ni teléfonos, ni WhatsApp. Así, a puerta fría. Sonaba el timbre, e ibas corriendo a ver quién te daba la sorpresa esa tarde.

Y salíamos con la bolsa de pipas, rumbo al parque más cercano.

Banco de piedra, y algunos de nosotros sentados en el respaldo. Poco a poco, iban apareciendo. Allí, hablábamos de que si a Fulanito, le gustaba Fulanita. O si Fulanita pasaba de Fulanito, mientras comíamos pipas sin parar, hasta que la lengua raspaba como una lija.

Aquellos besos a escondidas.

¿Te acuerdas de aquellas tardes, de «despiporre»? Cuántas risas, pelis y cigarros.

Muchas veces pienso de cada un@ de vosotr@s: ¿dónde estarás?, ¿qué será de ti? ¿te acordarás de mí?

Las fiestas en casa de una de nuestras amigas…

Ahí se descubría algún que otro secreto, que luego las demás te contaban.

¿De verdad pensaste que nunca me lo dirían? Pues claro, eran mis amigas.

Amig@s que me cuidaron. Me hicieron reír. Algún que otro enfado, claro. Pero con los años, lo malo de tus primeros amig@s se olvida.

¿A ti no te ha pasado?

Sigo pasando por los lugares de aquel entonces, donde nos reuníamos todos. No puedo evitar mirarlos.

A veces me imagino que como en aquellos veranos, a las 16:30, volvemos todos al mismo banco.

Abrimos nuestra bolsa de pipas. Nos echamos unas risas, y sólo en nuestra mochila,

una toalla,

unas bermudas,

y unas chanclas.

Add A Comment